22 medicamentos que son peligrosos y no sabíamos

Se supone que cuando compramos un medicamento, ya sea bajo receta o no, es para prevenir, curar o aliviar síntomas de alguna enfermedad. Pero esto no siempre es así. Porque al elaborar un remedio, a veces, las corporaciones cometen errores o directamente no cumplen con las normas que han sido impuestas por las autoridades. En consecuencia de esto, los fármacos y productos que deberían curarnos y mejorar nuestra calidad de vida, a menudo se convierten en un peligro para nuestra salud y la de nuestros seres queridos.

Las empresas, los laboratorios y las farmacéuticas, entre otras obligaciones, también tienen el deber de comunicarnos y advertirnos claramente sobre los riesgos de cada medicamento que compramos. Los consumidores tenemos el derecho de estar informados sobre los posibles efectos secundarios de un fármaco para poder elegir si lo compramos o no.

En vez de brindar soluciones y poner como prioridad la salud de la comunidad, algunas empresas priorizan las ganancias de sus ventas sin medir las consecuencias. Y lanzan al mercado sus productos sin realizar el control de calidad y proceso de etiquetado adecuado.  Esto puede provocar daños, lesiones, enfermedades graves, e incluso la muerte.

En Estados Unidos, afortunadamente, existen leyes que nos protegen para que hagamos respetar nuestros derechos frente a las farmacéuticas, mayoristas y distribuidores responsables de la elaboración de medicamentos dañinos. En este artículo, a continuación, le brindamos una lista de medicamentos y dispositivos que salieron al mercado y provocaron serios problemas de salud en la comunidad.

1. Benicar

Es un medicamento para la presión arterial elaborado por la farmacéutica japonesa Daiichi-Sankyo. Fue lanzado en el 2002, y se toma típicamente sólo una vez al día. Los daños colaterales que puede provocar este medicamento son complicaciones intestinales, diarrea crónica, desnutrición y pérdida de peso. La Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (conocida como FDA, por sus siglas en inglés: U.S. Food and Drug Administration) alertó* sobre los efectos secundarios del remedio: problemas gastrointestinales y síntomas similares a los de la enfermedad celíaca.

2. Byetta, Januvia, Victoza

Estos tres productos se suelen usar para tratar la diabetes. En el 2005, fueron comercializados por primera vez. Uno de los grandes problemas por los cuales figuran en nuestra lista es que se los han asociado con el cáncer de páncreas, una de las enfermedades más dolorosas y letales.

3. Avelox, Cipro, Levaquin (fluorquinolonas)

Los médicos y profesionales de la salud suelen recetar esta clase de antibióticos a millones de estadounidenses porque supuestamente sirven para tratar diversas enfermedades como infecciones urinarias y enfermedades respiratorias. Por lo que son medicamentos muy populares que generan grandes ganancias para las farmacéuticas. Existen estudios, sin embargo, que advierten que estos remedios provocan daños en el revestimiento de la aorta, el mayor vaso sanguíneo en el cuerpo, con complicaciones en la salud que pueden ser fatales. De acuerdo con las investigaciones, también pueden generar problemas en el sistema nervioso, y roturas del tendón* que puede dejar a las personas con alguna discapacidad.

4. Eliquis

Es un medicamento anticoagulante, producido por Bristol Myers Squibb y también bajo licencia por la farmacéutica Pfizer. El fármaco presuntamente se comercializa de manera engañosa como algo ideal para los que lo usan, sin advertir claramente que no posee un agente de reversión para detener uno de los daños colaterales más importantes: hemorragias incontrolables tanto externas como internas. Se han registrado diversas demandas, entre las cuales se han dado casos fatales.

5. Fosamax

Es uno de los fármacos que se suele recetar para la osteoporosis, una enfermedad que consiste en una disminución de la densidad ósea que puede llegar a provocar fracturas de cadera. Este medicamento, sin embargo, puede traer dolor musculoesquelético, problemas gastrointestinales y hasta inflamación crónica y úlceras. Uno de los daños más frustrantes del producto, elaborado por Merck, es el asociado con las fracturas de fémur espontáneas.

6. Invokana

Es un medicamento para tratar la diabetes tipo 2 que fue introducido al mercado en el 2013 y vinculado con provocar la cetoacidosis diabética, ataques al corazón, derrame cerebral e insuficiencia renal. En mayo de 2015, la FDA* advirtió que estos tratamientos pueden poner a los pacientes en riesgo de sufrir la enfermedad mencionada anteriormente conocida como cetoacidosis, que es grave y puede causar coma diabético o la muerte.

7. Onglyza

Se trata de otro medicamento que sirve para tratar la diabetes, pero Onglyza es un remedio que ha sido asociado con incrementar los  riesgos de provocar complicaciones cardíacas, específicamente paro cardíaco.

8. Tylenol

Es un producto de acetaminofeno extremadamente popular y que viene en una amplia variedad de fórmulas. Según se ha informado, los daños colaterales que pueden producir este tipo de productos incluyen insuficiencia en el hígado e incluso la muerte.  

9. Xarelto (rivaroxabán)

Es un anticoagulante fabricado por Bayer y bajo licencia de Johnson & Johnson. Un problema común asociado con él es hemorragias incontrolables, internas y externas. Las compañías farmacéuticas, incluyendo los fabricantes de Xarelto, tienen el deber de garantizar que sus medicamentos sean seguros para la comunidad.

10. Filtro IVC

Es un pequeño dispositivo con forma de cono que se implanta en la vena cava inferior para prevenir que los coágulos sanguíneos lleguen a los pulmones y al corazón. El dispositivo puede romperse y los fragmentos pueden viajar hacia el corazón u otros órganos, resultando en serios daños o la muerte.

11. Zimmer knee replacements (reemplazo de rodillas)

En Estados Unidos, el reemplazo de rodillas se ha convertido en una cirugía de rutina. Las prótesis, en particular las que fueron fabricadas por Zimmer desde el 2006, pueden llegar a provocar infecciones y/o mal funcionamiento de la zona que pueden requerir realizar otra cirugía correctiva.

12. Bair Hugger (dispositivo)

Este aparato es utilizado en cirugías de prótesis de ligamentos. Lamentablemente, muchas personas que tuvieron que atravesar cirugías de reemplazo de ligamentos realizadas entre el 2009 y el presente, resultaron en una infección y/o tuvieron que ser expuestas a otra cirugía adicional de reemplazo, revisión, etc.

13. Implantes Metal-on-Metal Hip

Esta es una prótesis de metal que se coloca en la cadera y que es producida por varios fabricantes. Algunos de ellos han sido retirados del mercado tras severas complicaciones tales como infección, dislocación y metalosis, que llevó a volver a someter a ciertos pacientes a una cirugía correctiva.

Medicamentos para niños y adolescentes

14. Risperdal

Son medicamentos antipsicóticos muy populares fabricados por Janssen (una subsidiaria y propiedad de Johnson & Johnson). Se usa para tratar a adolescentes, e incluso niños, pero el uso de este fármaco ha sido asociado a la ginecomastia (agrandamiento de pechos masculinos).

Medicamentos femeninos

15. Lipitor (atorvastatina)

Este medicamento es muy popular para tratar la hipertensión, niveles de colesterol en la sangre y prevención de enfermedades cardiovasculares. No obstante, las demandas contra Pfizer alegando que el medicamento -una estatina tomada por millones de estadounidenses- causó en muchas mujeres la diabetes tipo 2 siguen aumentando. Diversos estudios han relacionado Lipitor y otros remedios para reducir el colesterol con el riesgo de provocar diabetes, especialmente en mujeres de mediana edad y avanzada. De acuerdo con muchos de los abogados que llevan adelante los casos de demandas, Pfizer no advirtió adecuadamente a los consumidores y profesionales de la salud que recetaron el medicamento sobre este riesgo.

16. Mirena IUD (dispositivo intrauterino o DIU)

Este dispositivo, producido por Bayer Healthcare, es un método anticonceptivo que se coloca en el útero de las mujeres. Se cree que uno de los efectos secundarios más graves que provoca el DIU Mirena es la perforación de órganos. Mirena también puede espontáneamente perforar las paredes uterinas,  migrar a la zona de la pelvis, producir cicatrices o perforación intestinal, y de otras áreas del cuerpo.

17. SSRI

Los inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina o (ISRS) son compuestos que generalmente se usan para tratar la depresión y otros cuadros. Las mujeres que tomaron Zoloft, Lexapro, Paxil, Celexa u otro fármaco ISRS durante el embarazo y dieron a luz a un niño con problemas del corazón congénitos, cráneo o algún defecto abdominal podrían tener derecho a recibir compensación con la ayuda de un abogado.

18. Talcum Powder (talco)

Este producto, que se usa mucho en los hogares estadounidenses, puede ocasionar cáncer de ovarios a las mujeres. Desde la década del 70, diversos estudios han relacionado* el uso del talco con dicho cáncer. Recientemente, un análisis reveló que las mujeres que usan este polvo tienen un 33% más de probabilidades de desarrollar el cáncer. Se ha alegado que Johnson & Johnson, el gran fabricante de estos populares productos sabía de los riesgos al menos desde 1982, pero no advirtió, informó y alertó a las mujeres sobre dichas amenazas. Tras perder un juicio, la empresa deberá pagar US$72 millones por el caso de una mujer de Alabama que murió víctima del cáncer de ovarios tras haber usado talco para bebés y otros productos de higiene femenina. J&J, por su parte, niega las acusaciones y evalúa su próximo paso legal.

19. Vaginal Mesh (malla vaginal)

Los implantes de mallas vaginales se colocan en la vagina para tratar el prolapso de órganos pélvicos e incontinencia urinaria. En 2011, la FDA anunció* que las pacientes sometidas a intervenciones con una malla quirúrgica pueden correr mayor riesgo de sufrir más complicaciones, como dolor e incomodidad hasta incluso la necesidad de atravesar otras cirugías para corregir el problema. Debido a que los fabricantes de este producto no advirtieron a los pacientes y médicos acerca de los efectos colaterales, las mujeres que sufrieron complicaciones podrían presentar una demanda para recibir la compensación que les corresponde de los gastos médicos, sufrimiento y otros daños.

20. Zofran (ondansetrón)

Esta droga, que suele usarse para tratar las náuseas y el vomito, en general es utilizada por mujeres que están embarazadas. Según investigaciones*, si la mujer la usa durante el primer trimestre del embarazo, sin embargo, podría ocasionar defectos congénitos como labio y paladar hendido, labio leporino y problemas cardíacos.

Medicamentos para hombres

21. Low-T (Baja T)

Los medicamentos para tratar la testosterona baja son recetados a varones. Los hombres que usaron productos como AndroGel u otras terapias de testosterona corren un mayor riesgo de sufrir ataques del corazón*, derrames cerebrales u otras condiciones de salud graves.  Algunos  tratamientos de Low-T, que están disponibles en geles, parches, pastillas e inyecciones, se han relacionado con un mayor riesgo de problemas cardíacos en hombres mayores y de mediana edad con un historial de enfermedades del corazón. Los fabricantes de este tipo de productos  deberían advertir a los pacientes sobre el riesgo posible de padecer un ataque cardíaco y accidente cerebrovascular, pero al parecer, no han brindado las indicaciones sobre los posibles efectos secundarios en el etiquetado o ads de dichos productos.

22. Propecia

Esta droga de Merck & Co. sirve para tratar la calvicie en los hombres. Se dice* que causa efectos secundarios que complican la actividad sexual de los varones menores de 40. Algunos de los problemas que puede provocar en los usuarios del mismo son la disfunción eréctil, baja de la líbido y posibles trastornos en la eyaculación.

Consulte con nuestros abogados

Si cree que usted o algún ser querido ha sufrido a raíz de usar algún medicamento o producto fallado, es importante que cuente con una defensa legal con experiencia en este tipo de casos. En abogados.com, estamos listos para escuchar su historia y evaluar sus opciones legales gratis. Para una consulta gratis y en español, llene nuestro formulario online, y alguien de nuestro equipo le dirá si es posible obtener compensación.

*Enlace sólo disponible en inglés.

Comments

comments