Linfoma No Hodgkin (LNH): ¿El cáncer de los sembríos?

Cáncer Agricultores

Se habla mucho en estos días sobre el Linfoma No Hodgkin (LNH), un tipo de cáncer que puede ser mortal y que está atacando a muchos miembros de nuestras comunidades hispanas, sobre todo a quienes trabajan en labores agrícolas, de jardinería, botánicas o mantienen sus propios jardines, ya que en todas aquellas tareas se utilizan herbicidas o venenos a base de glifosato, un componente que ha sido asociado con este tipo de cáncer por la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC* por sus siglas en inglés: International Agency for Research on Cancer), un organismo de la Organización Mundial de la Salud.

En este artículo presentaremos los datos más importantes sobre cómo se produce esta enfermedad, cuáles son los síntomas, cuáles son los tipos de tratamiento disponibles y qué más podemos hacer si recibimos un diagnóstico desfavorable.

roundup agricultores

 

¿Qué es el Linfoma No Hodgkin (LNH)?

El LNH es un tipo de cáncer que ataca el tejido linfático. Hablamos de cáncer cuando las células de nuestro cuerpo comienzan a reproducirse fuera de control. Cualquier tipo de célula de nuestro cuerpo puede devenir en cáncer, y expandirse por el resto de nuestro organismo si no se trata a tiempo.

Cuando el cáncer comienza a desarrollarse primero en las células llamadas linfocitos, pieza clave de nuestro sistema de defensas, hablamos de Linfoma. Otros tipos de cáncer, que comienzan en otros lugares del organismo, pueden luego expandirse y afectar el tejido linfático, pero estos estos no son considerados linfoma.

Según cifras de la American Cancer Society, alrededor de 66 mil personas son diagnosticadas con Linfoma No Hodgkin en Estados Unidos cada año, y alrededor de 20 mil fallecen a causa de esta enfermedad.

Importancia del Sistema Linfático

El Sistema o Aparato Linfático es una red de tejidos y órganos formado por la linfa, que es un líquido que contiene los glóbulos blancos, encargados de defender al cuerpo de los gérmenes.

Las células linfáticas se encuentran básicamente por todo el cuerpo humano, lo cual significa que el linfoma puede iniciarse casi en cualquier punto del organismo. Los lugares principales donde se encuentran estos tejidos son los ganglios linfáticos, el bazo, el timo, las amígdalas, el tracto digestivo y la médula ósea.

¿Quiénes están expuestos al NHL?

El Linfoma No Hodgkin es más propenso a ocurrir cuando nuestras defensas están débiles, por ejemplo después de haber sido sometidos a un trasplante de órganos o en caso de infección por VIH/Sida. Por lo general, afecta más frecuentemente a los adultos que a niños y más a los hombres que las mujeres.

Recientemente, un informe de la Organización Mundial de la Salud ha relacionado al Linfoma No Hodgkin con el uso de glifosato, un químico herbicida desarrollado por la multinacional Monsanto y que está presente en varios productos agrotóxicos, entre ellos el famoso Roundup, lo cual pondría en peligro a cientos de miles de personas que trabajan en labores agrícolas y de jardinería.

¿Cuáles son los síntomas?

  • Sudoración abundante por las noches
  • Fiebre y escalofríos
  • Comezón o picazón
  • Inflamación de los ganglios en el cuello, las axilas, la ingle u otras áreas
  • Pérdida repentina de peso
  • Tos o problemas para respirar
  • Presión sobre la tráquea o sus ramificaciones.
  • Hinchazón o dolor abdominal,
  • Pérdida del apetito, náuseas y/o vómitos.
  • Dolores de cabeza
  • Ataques de epilepsia

Tratamiento

Una vez diagnosticada la enfermedad, el médico recomendará una terapia tomando en cuenta el tipo de LNH que el organismo ha desarrollado, la fase del cáncer al momento del diagnóstico, la edad del paciente, condiciones físicas y el tipo de síntomas que la persona presenta.

Es muy común que el médico recomiende quimioterapia, radioterapia o una combinación de ambas. A veces también se lleva a cabo un tratamiento de radioinmunoterapia, donde se combina una sustancia radiactiva a un anticuerpo dirigido a las células enfermas, inyectando la sustancia al paciente. Es posible, además, que se necesiten transfusiones de sangre o de plaquetas si los glóbulos del paciente están bajos.

Recursos Disponibles

Cuando el cáncer es diagnosticado, tanto el paciente como la familia se enfrentan a desafíos tanto emocionales como económicos, y es fácil sentirnos solos, confundidos y vulnerables. Felizmente, existen muchas instituciones dedicadas a brindar apoyo a quienes se encuentran en esta situación. El gobierno de los Estados Unidos ha preparado una lista bastante práctica para encontrar diferentes opciones de apoyo en su página web en español.  La Hispanic Access Foundation ofrece también recursos en nuestro idioma para los pacientes de cáncer de nuestras comunidades, así como Cancer.net en español, que ofrece amplia información sobre el tema.

 

Comments

comments