Caso Ikea: Muebles fallados causan muertes

niños mueren por muebles ikea

Con la llegada de las fiestas hubo un gran avance para algunas de las familias que han sufrido por los muebles IKEA que cayeron y aplastaron a niños, pero, lamentablemente, este tipo de problemas siguen ocurriendo.

En Estados Unidos, IKEA pagó $50 millones, el 22 de diciembre, por las demandas de la muerte de tres niños que murieron cuando los muebles de la compañía sueca, como las cajoneras de la gama Malm, cayeron sobre ellos.

El gigante de los muebles también acordó hacer donaciones a hospitales y fundaciones dedicadas a la atención y cuidado de los niños, según informaron los medios.

Recordemos que IKEA, en junio de 2016, tuvo que retirar del mercado estadounidense y canadiense las cómodas (cajoneras, gaveteros), de la gama Malm tras la muerte de seis niños que fueron aplastados por estos muebles al venirse abajo. Estos incidentes fatales, que ocurrieron entre 2003 y 2014, ponen en evidencia el peligro que los muebles fallados pueden representar para las familias con hijos pequeños, en especial las cómodas, cajoneras, tocadores o aparadores.

Un gran problema que no es nuevo

El drama de los muebles y televisores que se caen han afectado a las familias por años, a menudo con resultados trágicos. En promedio, 26 niños mueren cada año por este problema (alrededor de una muerte cada dos semanas) y hasta 40 mil personas resultan heridas anualmente en este tipo de incidentes. Las televisiones están involucradas en la mayoría de los casos, así como también los aparadores, las cómodas y mesas contribuyen significativamente, de acuerdo con la Fundación Shane*, una organización sin fines de lucro dedicada a mantener los hogares seguros para los niños.

Hay que tener en cuenta de que algunos muebles no cumplen con las normas de seguridad de la Comisión de Seguridad de Productos del Consumidor de EE.UU. (U.S. Consumer Product Safety Commission, CPSC, por sus siglas en inglés). La agencia establece, en el caso de las cómodas, que deben mantenerse erguidas cuando se abre un cajón y tienen 50 libras de presión (por lo general, más peso que el tamaño de un niño pequeño). La inestabilidad que se ve en la línea de IKEA Malm es sólo un ejemplo de cómo un mueble puede ser un producto defectuoso e inseguro para nuestras familias.

IKEA no es la única tienda bajo la lupa, según la CPSC. Usted puede ser dueño de muebles defectuosos de casi cualquier minorista o fabricante, que podrían hacerle daño a usted y a sus seres queridos.

¿Cómo podemos estar a salvo en nuestra propia casa?

Evitar que los muebles de nuestras casas se caigan puede ser más sencillo de lo que parece: asegurar su televisor con un sistema de anclajes o monturas que lo fije en la pared y mantener los controles remotos u otros elementos que puedan interesar a los niños alejados de las cosas pesadas puede ayudar, según la CPSC. En 2015, IKEA lanzó* en Estados Unidos y Canadá una campaña para alentar a los consumidores de estas cómodas Malm a fijarlas a la pared.

Los muebles, tales como los aparadores que usamos para guardar la ropa, almacenar objetos y ponemos la televisión o una lámpara encima, muchas veces traen su propio sistema de montura de pared. En el caso de que el mueble o la televisión no lo traiga, compre uno en las tiendas o por Internet. Si usted no puede fijar el mueble y el televisor en la pared pídale a un familiar, amigo o contrate a alguien que lo haga por usted.

Evite comprar productos defectuosos y peligrosos para su casa. Antes de comprar un mueble u otro producto, recuerde de revisar las críticas de otros consumidores sobre el mismo y asegurarse de que no haya sido retirado del mercado. En este post sobre evitar comprar juguetes peligrosos le explicamos cómo puede hacerlo.

Siempre debe supervisar a los más pequeños procurando que estén a salvo y jueguen lejos de muebles como estanterías, armarios, espejos pesados, recomienda la Fundación Shane.

Recuerde que usted puede tomar las siguientes medidas para que su casa sea más segura para los niños:

  • ¡Fije los muebles a la pared y protege a los niños!
  • Utilice muebles resistentes
  • Asegure su TV a la pared y monte los televisores de pantalla plana
  • Siga las instrucciones Baja y estable
  • Asegure los muebles pesados
  • Elimine y aleje los objetos tentadores para los más pequeños

¿Qué puedo hacer si mi familia sufre daños por un mueble fallado?

El acuerdo de IKEA es un fuerte indicador de que las empresas que no están garantizando la seguridad de las comunidades deben rendir cuentas ante las autoridades. Usted podría ayudar a prevenir más accidentes con acciones y medidas como las que le contamos en este post, pero a veces los accidentes ocurren igual.

Sabemos que nada se puede comparar con la tristeza de que algún ser querido se lesione gravemente o fallezca. Nuestros abogados expertos en casos de productos fallados saben que la gente puede sentirse desamparada frente a una corporación grande, pero estamos aquí para hacerle saber que tenemos la experiencia y los recursos para enfrentar a los poderosos junto a usted. Para que alguien de nuestro equipo evalúe sus opciones ante la ley gratis y en español, complete nuestro formulario online ahora.

Si usted quiere saber más acerca del éxito de nuestra empresa, haga click aquí. Para saber qué opinan nuestros clientes sobre nosotros, haga click aquí.

*Enlace disponible sólo en inglés.

Comments

comments