Sepa sus derechos si trabaja en construcción

Estados Unidos es un país que siendo construido por manos de inmigrantes, y hoy en día es el turno de los inmigrantes latinos. Las cifras del Buró de Estadísticas Laborales (BLS por sus siglas en inglés: Bureau of Labor Statistics) nos indican que casi la tercera parte (27.3%) del total de los trabajadores de la construcción en el país  son Hispanos o Latinos.

Debemos resaltar que el trabajo en construcción es altamente peligroso. Según datos oficiales, en el año 2014 fallecieron en total 4,679 obreros de construcción, de los cuales 789 eran hispanos, debido principalmente a las cuatro “grandes” causas fatales en esta industria: caídas, electrocutamiento, golpes o quedar atrapados entre maquinaria, vehículos u objetos pesados.

Ante los graves riesgos que implica este trabajo, es fundamental para quienes lo llevan a cabo estar preparados y conocer todos los derechos y protecciones que la ley les ofrece en este país. Revisaremos los principales derechos en este post.

¿Qué dicen las leyes?

La Administración de Seguridad y Salud Ocupacional (OSHA por sus siglas en inglés: Occupational Safety and Health Administration) es una sección del Department of Labor encargada de reducir los peligros para los trabajadores en el sitio donde trabajan, a nivel federal.

A fin de cumplir con aquella premisa, la OSHA impone tanto derechos para los que trabajan en esta industria como obligaciones para sus empleadores.

Derechos de los trabajadores de construcción

  • Poder leer y revisar las copias de todos los estándares, reglas y regulaciones apropiadas, así como conocer todos los requerimientos que su empleador debe cumplir en el lugar de trabajo.
  • Tener acceso a datos relevantes sobre los riesgos a los que uno se encuentra expuesto como trabajador, incluyendo información de tipo médica. Revisar los archivos de daños, lesiones y enfermedades ocurridas a causa del trabajo en el pasado. También recibir una copia de los exámenes realizados para determinar la presencia de peligros en el sitio de labores.
  • Solicitar la visita de un oficial de la OSHA si existen sospechas de que el lugar de trabajo presenta peligros adicionales o viola los estándares establecidos por la ley. En estos casos, se puede además designar a un empleado autorizado para que acompañe al inspector durante la inspección del sitio.
  • En caso de que los empleados presenten una queja ante la OSHA, ellos tienen derecho a la confidencialidad, es decir, sus nombres no serán entregados al empleador. Así mismo, los trabajadores tienen derecho a no sufrir acciones discriminatorias o represalias como consecuencia de alguna queja ante la OSHA.

Obligaciones del empleador de construcción

  • Ofrecer un sitio de trabajo libre de peligros conocidos.
  • Entrenar a los trabajadores en materia de seguridad e informarles sobre los estándares de seguridad y salud de la OSHA aplicables a su tipo de trabajo. Esto, debe ser redactado y comunicado en el idioma que los empleados entiendan mejor.
  • Asegurarse de que los empleados utilicen herramientas y equipos seguros.
  • Mostrar en un lugar visible para todos el afiche oficial de la OSHA describiendo todos los derechos y responsabilidades que establece la ley.
  • Establecer un sistema detallado y por escrito de comunicación de riesgos, que incluya reglas para etiquetar los contenedores y fichas de seguridad de materiales.
  • Informar a los empleados sobre la existencia, ubicación y disponibilidad de sus archivos médicos y de exposición a sustancias peligrosas al momento de su contratación. Luego, como mínimo, lo deben informar una vez al año, y entregarlos al trabajador cada vez que solicite dicha información.

¿Qué pasa si me lesiono trabajando en construcción?

Dependiendo del tipo de accidente y las circunstancias en las que ocurrió el accidente, existen varios caminos legales para recibir compensación tras una lesión sufrida en el sitio de trabajo. Los más importantes: Indemnización Laboral, Demanda por Daños Personales y Demanda por Productos Defectuosos.

Indemnización Laboral

Como explicamos en un post anterior, la Indemnización Laboral o Indemnización del Trabajador es un seguro pagado por el empleador que cubre beneficios financieros y/o tratamiento médico para empleados que se lesionaron o se enfermaron a causa de su trabajo, sin necesidad de señalar a un culpable por los daños. Cuando un empleado se lesiona mientras trabaja, él o ella tiene derecho a solicitar los beneficios que su empleador le debe por ley.  Si el empleador se rehúsa a dar Indemnización Laboral a su empleador tras una lesión, el caso puede escalar y convertirse en una demanda por daños personales.

Demanda por Daños Personales

Las reglas de la Indemnización del Trabajador solamente aplican para los casos en los que la relación entre las partes involucradas es entre empleador – empleado. Pero en una obra de construcción hay siempre muchas partes involucradas: hay un contratista general, un dueño de la propiedad, varios subcontratistas, el arquitecto, los ingenieros, proveedores de maquinaria y materiales, entre otros, y todos ellos tienen el deber de asegurar la seguridad de los trabajadores de la obra. Si el trabajador lesionado cree que alguna o varias de las partes involucradas tuvieron culpa o responsabilidad por el daño sufrido, puede llevar el caso a la corte presentando una demanda por Daños Personales con la ayuda de un abogado.

Por lo general, una demanda por daños personales exitosa debe demostrar lo siguiente:

  • Que el acusado tenía el deber de velar por la seguridad del trabajador.
  • Que el acusado faltó a dicho deber.
  • Que la acción o falta de acción del acusado fueron la causa de la lesión sufrida por el trabajador.

Si se demuestra que la parte acusada efectivamente incurrió en negligencia que resultó en una lesión, o que se violaron las reglas que establece la OSHA, o que el trabajador no fue debidamente entrenado en materias de seguridad, la parte acusada debe responder por los daños.

La compensación por estos daños suele tomar en cuenta:

  • Gastos médicos, incluyendo tratamientos, terapias y cuidados especiales.
  • Salarios perdidos a causa de la lesión.
  • Dolor y sufrimiento.
  • Pérdida de la capacidad de llevar una vida normal.

Demanda por Productos Defectuosos

En ocasiones, la lesión de un trabajador puede haber sido ocasionada por aparato, herramienta o material de construcción deficiente. Cuando eso ocurre, se puede señalar como responsable al diseñador, fabricante o comercializador del producto que ocasionó las lesiones.

Una demanda exitosa por productos defectuosos suele comprobar que:

  • El producto era peligroso al momento de ser entregado por el acusado
  • El producto estaba siendo utilizado de manera correcta cuando ocurrió la lesión
  • El producto fue la causa del daño sufrido por el trabajador.

¿Qué hacer si sufrimos un accidente de construcción?

Primero, procure recibir atención médica de inmediato. La gravedad del daño ocurrido no es siempre evidente y las complicaciones por no recibir tratamiento a tiempo podrían ser graves e incluso fatales. Una vez puesto a salvo, solicite a su doctor un reporte médico donde se describan las lesiones que usted sufrió en la obra.

Luego, informe a su empleador o al mánager de turno sobre lo ocurrido. Asegúrese de anotar el nombre de la persona a quien le está reportando lo que pasó. Tome nota también de cualquier otra persona que estuvo allí y fue testigo del incidente. Recolecte todas las evidencias posibles y tome fotografías de sus lesiones.

Llame a un abogado

Apenas sea posible, busque ayuda legal de confianza. Si usted sufrió un accidente o se lesionó trabajando en una construcción, recuerde que no está sólo. En abogados.com le ofrecemos una consulta legal gratuita y en español. Sólo necesita  completar nuestro formulario o llamarnos por teléfono, y uno de nuestros colegas estará encantado de conversar con usted.

 

 

Comments

comments