¿Busca trabajo? ¡Cuídese de las estafas!

estafa trabajo

Buscar trabajo no es una situación fácil. De hecho, debido a la situación económica, la búsqueda puede tomar meses y es fácil perder la calma. En medio de esta situación, es muy común encontrar en internet avisos que anuncian trabajos que suenan ideales: se hacen desde casa, con horarios flexibles, a menudo no requieren experiencia alguna y la mejor parte: ¡pagan muchísimo dinero!

Lamentablemente, tanta maravilla no puede ser verdad. Muchos de estos avisos son más bien absolutas estafas ideadas por gente inescrupulosa que se aprovecha de la necesidad de las personas. En este post aprenderemos a identificar los principales tipos de estafas dirigidas a los que buscan trabajo y cómo identificarlas para no caer en sus garras.

“Negocios” y “Franquicias” Online

Algunos anuncios le ofrecen la posibilidad de trabajar desde casa en un negocio online. Ellos le pedirán dinero a cambio de la información sobre este negocio online, información que la mayoría de veces está disponible sin costo alguno.

Un buen consejo para evitar caer en este tipo de estafa es buscar en internet si ya existen quejas de víctimas anteriores. Antes de entregarles dinero o nuestro número de tarjeta, es vital hacer todas las preguntas necesarias y leer cualquier documento que ellos le hagan firmar.

Trabajos de “manualidades” y “ensamblaje”

En este tipo de estafa, nos ofrecen en venta piezas y herramientas para elaborar productos para la venta, los cuales la misma compañía nos promete comprar una vez elaborados. ¿Cuál es el truco? La compañía nunca compra nada.

Establecen estándares de calidad imposibles de cumplir para asi rechazar nuestro trabajo y quedarse con el dinero que pagamos por los materiales. Algunas compañías ofrecen también “ayuda” para vender los productos uno mismo, pero esto tampoco ocurre.

Trabajos de “facturación médica” e “ingreso de datos”

Otros estafadores nos convencen para que compremos software, paguemos por sesiones de entrenamiento y listas de clientes bajo la promesa de empezar una carrera como codificadores médicos.

Nos aseguran que con el software y algo de entrenamiento seremos capaces de ofrecer nuestros servicios a médicos y que será un negocio redondo. Lo que no nos dicen es que el software que nos hacen comprar suele ser obsoleto y que los médicos rara vez contratan personal que trabaja desde casa. La codificación médica* es una profesión que se estudia en las escuelas y toma meses e incluso años de entrenamiento.

El mal llamado “Marketing Multiniveles”

En nuestras comunidades hispanas, es común que aparezcan compañías que operan bajo el sistema de “Marketing Multiniveles”, lo cual no es más que una manera más amigable de llamar a lo que todos conocemos como el esquema de pirámide o esquema Ponzi.

En este sistema, la única manera de ganar dinero es reclutando a otros vendedores, y el dinero que uno gana no proviene de la venta de productos sino de la billetera de nuevos vendedores que tienen que adquirir un lote productos para poder participar. Unos pocos ganarán dinero inicialmente, lo cual motivará a otros a entrar en la pirámide, pero esta finalmente colapsa, y quienes llegaron de último no podrán recuperar lo que invirtieron.

¿Cómo detectamos un peligro de estafa?

Muchos estafadores son bastante hábiles en sus métodos para hacernos creer que nos encontramos frente a una compañía legítima y que podemos confiarles nuestro dinero. Sin embargo, hay una serie de detalles a los que podemos prestar atención para darnos cuenta de que una oferta es sospechosa.

Si le ofrecen uno de estos “negocios redondos” o “excelentes oportunidades de trabajo”, hágase estas preguntas:

  • ¿Conoce a alguien en quien usted pueda confiar que ya lo haya hecho y le fue bi
  • Le persona a la que debe enviarle dinero, ¿Le ofrece un número telefónico o dirección?
  • ¿Podrían contratar a cualquiera? ¿Sin entrevista, resumé o examen de antecedentes?
  • ¿Le brindan referencias? ¿Son referencias suficientes?
  • ¿Las promesas de paga y beneficios van de acuerdo al mercado? ¿Parecen exageradas?
  • ¿El trabajo requiere experiencia?
  • ¿Le permiten realmente trabajar desde casa y sin un horario?
  • ¿Hace ya mucho tiempo que empezó a trabajar y aún no recibe ningún pago?
  • ¿Ha buscado en foros de internet para ver si existen denuncias de estafa?

Haga también preguntas a los que le piden dinero:

  • ¿Cuál será el método de pago?
  • ¿Cuándo recibiré el primer pago?
  • ¿Qué tan seguido estaré recibiendo pagos? ¿Mensualmente? ¿Quincenalmente?
  • ¿Cuál es el nombre de la persona que me hace la oferta?
  • ¿Cuáles son las políticas de devolución de productos?

Y como regla general, recuerde que cualquier cosa que parece demasiado buena para ser verdad, suele no ser verdad. Somos gente trabajadora, pero no debemos confiar en cualquiera cuando se trata de invertir nuestro esfuerzo. Existen muchas personas deshonestas esperando la oportunidad para beneficiarse a costa de otros, y no debemos convertirnos en sus víctimas.

Usted no está solo

Recuerde que si fue víctima de una estafa o no le quieren pagar por su trabajo, usted no está solo. En abogados.com le ofrecemos una consulta gratis y hablamos español. Sólo llámenos por teléfono o complete nuestro formulario en línea para empezar la conversación y evaluar sus opciones legales. Si vemos que su caso procede, defenderemos sus intereses en todas las instancias posibles, y si no ganamos, no le cobramos.

 

Comments

comments